jeskon

Moving time  3 часов 47 минут

Время  6 часов 6 минут

Координаты 3218

Uploaded 9 февраля 2020 г.

Recorded февраля 2020

-
-
961 m
719 m
0
3,8
7,6
15,11 km

Просмотрено 9 раз(а), скачено 0 раз(а)

рядом с Patones, Madrid (España)

Iniciamos la ruta en el aparcamiento del Pontón de la Oliva, situado en el kilómetro 0,3 de la M-134, continuamos por el GR-10, que primero asciende hacia el Cerro de la Oliva en dirección noreste, hasta llegar a unas tuberías del Canal del Alto Jarama, donde gira hacia el oeste.
A 1,4 Km del inicio dejamos el GR-10 para desviarnos en dirección noroeste hacia el Yacimiento de la Dehesa de la Oliva, justo después de pasar por un colmenar y pasar por un abrigo construido bajo una gran roca.
Este cerro, situado en la confluencia de los ríos Lozoya y Jarama, dan cuenta de una dilatada ocupación a lo largo de la historia, pues en él se localizan yacimientos de diversos períodos, desde el Paleolítico hasta la Edad Media.
El yacimiento principal es una ciudad carpetano-romana que ocupa una extensión cercana a las 30 hectáreas. Las diferentes campañas de excavación realizadas en la última década han permitido fijar su desarrollo entre comienzos del siglo II a.C. y la época visigoda. Algunas de las estructuras excavadas y conservadas han sido objeto de una intervención de restauración y puesta en valor en el año 2006, con el fin de hacer visitable el asentamiento.
Alberga un poblado amurallado, con edificios rectangulares que forman calles y manzanas configurando una trama urbana bien desarrollada. Destaca también la existencia de una alberca, edificios públicos y abundantes hornos y hogares.
Tras visitar el yacimiento y conocer su historia, recogida en carteles informativos bien conservados, nos dirigimos hacia el noreste para asomarnos al impresionante desfiladero que el río Lozoya ha labrado en este valle.
Desde allí, divisamos el Pontón de la Oliva, donde dos mil presos trabajaron a muerte para construir la presa y una conducción por la que las ricas aguas del río Lozoya corrieron a lo largo de 76 kilómetros para ir a dar, el 24 de junio de 1858, a un surtidor de doce caños en la calle de San Bernardo, junto a la iglesia de Montserrat. De la joven reina que lo inauguró, tomó su nombre el canal.
Pasamos junto a uno de los muros defensivos del poblado romano, y restos de edificios porticados que debieron existir aprovechando la visera de un largo abrigo natural que forma el cerro.
La entrada occidental a la cueva del Reguerillo está situada junto a una de las casetas que hacen de sifón del canal, a pocos metros del camino de servicio del mismo. La cueva está cerrada con reja al público en general y sólo se abre para expertos en espeleología, debido al peligro que encierra para los neófitos el acceso libre y los desmanes que se han cometido en el primer nivel, donde existían pinturas rupestres, que han sido prácticamente destruidas por la mano del hombre. La cueva es un complejo sistema subterráneo en roca caliza de tres niveles, de los cuales, el primer nivel, es asequible. Los otros dos niveles tienen un carácter muy técnico y se reservan para la visita especializada de espeleólogos.
Tras las fotos testimoniales de haber estado allí, descendemos al camino de servicio, coincidente con el GR-10, al que seguimos, cruzamos la M-134 y tras pasar cerca de la minicentral del Atazar, al llegar a un puente, nos salimos del GR-10 para continuar por una agradable senda que discurre, en dirección norte, junto a un arroyo por el pinar de los Laderones. Junto a una casa abandonada paramos a dar cuenta de los bocadillos y descansar un poco.
Al alcanzar la parte más alta del pinar, nos salimos de él para bajar por un cómodo sendero que nos lleva a la carretera M-134, que cruzamos para descender por una pista en dirección al río Lozoya.
Enlazamos con la senda del Genaro (GR-88), que sigue el camino de servicio del Azud de la Parra, descendiendo en plácido paseo las aguas del río Lozoya, que nos quedaba a la izquierda, y tramos visibles del azud, a nuestra derecha.
Pasamos por a la zona conocida como los Churruscados y al llegar a una casa abandonada, el GR deja la pista y continuamos por una senda muy bonita, que cruza un arroyo que llevaba bastante agua.
Por dicho GR continuamos, hasta llegar al Portón de la Oliva y de allí al aparcamiento donde habíamos dejado los coches.
фото

Tuberia

фото

Vivac

фото

Yacimiento Dehesa de la Oliva

фото

Restos arqueologico

фото

La Dehesa de la Oliva

фото

La Dehesa de la Oliva

фото

Mirador

фото

El edificio Porticado

фото

Tuberias

фото

Cueva del Reguerillo

фото

Casa

фото

Arrollo

фото

Casa de pizarra en ruinas

фото

Los laderones

фото

Carretera

фото

Mirador

фото

Barranco del Vizuereco

фото

Barranco del Vizuereco

фото

Senda de Gerano

фото

Los Churruscados

фото

Arroyo

фото

Casa en ruinas

фото

Arroyo

фото

Pasarela

фото

Pesa Pontón de la Oliva

фото

Escaladores

фото

Antigua Ermita Virgen de la Oliva

Комментарии

    You can or this trail