dperma1

Время  3 часов 38 минут

Координаты 2710

Uploaded 27 декабря 2017 г.

Recorded декабря 2017

-
-
538 m
0 m
0
3,6
7,3
14,59 km

Просмотрено 492 раз(а), скачено 15 раз(а)

рядом с Casas de Abajo, Canarias (España)

La siguiente descripción es meramente informativa y no es una guía exacta del recorrido, las lluvias, desprendimientos, etc pueden hacer que varíe el estado de las pistas y los senderos. Cada cual realiza este tipo de actividades bajo su responsabilidad.

No olvidarse de llevar agua, algo de comida, protector solar y dejar siempre dicho a alguien a donde vamos y hora tope de llegada, para si llegada esa hora no damos señales de vida, que esta de la señal de alarma.

Aunque no debería de hacer falta recalcar lo siguiente, recordar que la basura que generamos nos la tenemos que llevar (cada vez hay más envases de geles, barritas y otros productos vacíos por los caminos y senderos).

Da igual si vamos solos o acompañados, no está de más llevar una pequeña emisora encendida y puesta en el #canal77PMR (canal 7, subtono 7), nos puede ayudar a enlazar con otras emisoras en caso de que necesitemos pedir ayuda y no tengamos cobertura con el móvil.

La ruta realizada en esta ocasión fue la siguiente:

Iniciamos la carrera en el final de la carretera de igueste de San Andrés, concretamente en las cercanias de la zona de giro de la parada de guaguas y como referencia comenzaremos avanzando en dirección al cementerio municipal. Cuando pasemos la iglesia de San Pedro seguiremos avanzando por la calle Carmen hasta llegar a una bifurcación en las inmediaciones de una casa amarilla, donde giraremos a la izquierda por el paseo Casas de Abajo; en la siguiente bifurcación, giraremos a la derecha por el paseo inciensal, para más adelante volvernos a desviar, en esta ocasión a la izquierda, por el paseo El Cementerio. Después de este ultimo desvío llegaremos a otra bifurcación donde volveremos a coger por el camino de la izquierda (que asciende por unos escalones) y sobre el que correremos unos 80 m. para llegar al inicio del sendero que nos llevará hasta El Semaforo, veremos que el desvío está señalizado con un poste de madera con una flecha, indicando la dirección a seguir y donde se puede leer "El Semáforo".

Desde este punto solo nos quedara seguir el camino que asciende bruscamente hasta La Atalaya de Igueste de San Andrés, y que después de cambiar de vertiente, nos llevará hasta la antigua edificación (en el waypoint de El Semáforo hay una breve reseña de la historia y antiguos usos) que a día de hoy está en un estado ruinoso.

Después de disfrutar de las especatuculares vistas que hay en El Semaforo volveremos sobre nuestros pasos durante unos 500 m. hasta el comienzo de la bajada a Igueste, en este punto nos fijaremos en un poste de madera que nos indica la dirección hacia El Semáforo y la playa de Antequera, nos desviaremos por el sendero que se inicia a nuestra derecha, que en honor a la verdad es más un camino de cabras que un sendero. Siguiendo este camino llegaremos sin dificultad a la casa de los Atalayeros (en el waypoint hay un poco de información sobre el fin de esta pequeña edificación), pasando anteriormente por la sima de la robada, cuando pasemos la casa de los Atalayeros giraremos a la izquierda para entrar en el valle del barranco de Zapata.

A unos pocos metros llegaremos a una bifurcación en la que nos desviaremos por el camino de la derecha y sobre el que correremos unos 370 m. hasta llegar a un sendero que desciende a mano derecha (señalizado con un mojón y una piedra pintada con la inscripción ANT) y por que iremos hasta la playa de Antequera, la mayor parte de la bajada transcurre por el cauce del barranco de Zapata. A la altura de la Hoya de las Cuevas cambiaremos de ladera para avanzar siguiendo la curva de nivel hasta pasar el Cucheletillo Jurado donde volveremos a descender para llegar a la playa de Antequera.

En la playa podemos refrecarnos dándonos un baño para después acercarnos a ver los antiguos cuartos de pescadores y el embarcadero que están en la base del roque de Antequera.

Para regresar, iniciaremos el trayecto por el barranco de Antequera, que nos llevará en continua ascenso durante unos 2,9 kilómetros hasta el Pasito el Corcho; al llegar a la dorsal, giraremos a la izquierda y seguiremos corriendo hacia el Lomo de los Atalayeros. Destacar que desde esta zona y hasta el valle del barranco de Zapata el camino es un poco complicado de seguir, no hay un camino claro, hay muchas sendas de pisadas de cabras que no conducen a ninguna parte y en otras zonas no se aprecia con claridad por donde hay que avanzar por culpa de la vegetación. En este tramo, bajo mi punto de vista, o conocemos la zona o se hace imprescindible el GPS para salir por donde debemos.

Cuando lleguemos al cruce con el camino por el que habíamos bajado a la playa, solo nos quedara seguir el mismo recorrido que hicimos en la subida en sentido inverso hasta volver a enlazar con el sendero PR-TF 5 a la altura del poste de madera que marca la dirección a seguir hacia El Semáforo y Antequera, en dicho poste giraremos a la derecha y siguiendo las marcas blancas y amarillas del PR llegaremos de regreso al punto donde habíamos iniciado el recorrido.


The following description is merely informative and is not an exact guide of the route, the rains, landslides, etc. can cause the state of the tracks and trails to vary. Each one carries out this type of activities under his responsibility.

Do not forget to bring water, some food, sunscreen and always tell someone where we are going and arrival time, if that time we do not give signs of life, that is the alarm signal.

Although it should not be necessary to emphasize the following, remember that the garbage that we generate we have to take it (every time there are more containers of gels, bars and other empty products along the roads and paths).

It does not matter if we go alone or accompanied, it is worth taking a small station on and put on # channel77PMR (channel 7, subtone 7), can help us link with other stations in case we need to ask for help and have no coverage with the mobile.

The route made on this occasion was the following:

We started the race at the end of the Igueste road of San Andrés, specifically in the vicinity of the turning area of ​​the bus stop and as a reference we will start moving towards the municipal cemetery. When we pass the church of San Pedro we will continue advancing along Carrer Carmen until we come to a fork in the vicinity of a yellow house, where we will turn left along Paseo Casas de Abajo; At the next fork, we will turn right along the inciensal path, and later we will turn aside again, this time on the left, along the El Cementerio promenade. After this last detour we will reach another fork where we will take again the road on the left (ascending by some steps) and on which we will run about 80 m. To get to the beginning of the path that will take us to El Semaforo, we will see that the detour is marked with a wooden pole with an arrow, indicating the direction to follow and where you can read "El Semáforo".

From this point we only have to follow the path that climbs sharply to the Atalaya de Igueste de San Andrés, and that after changing the slope, it will take us to the old building (in the waypoint of El Semáforo there is a brief review of the history and old uses) that today is in a dilapidated state.

After enjoying the especatucular views that are in El Semaforo we will retrace our steps for about 500 m. until the beginning of the descent to Igueste, at this point we will look at a wooden pole that indicates the direction towards El Semáforo and the beach of Antequera, we will turn off along the path that starts on our right, which in honor of the truth is more a goat path than a path. Following this road we will arrive without difficulty to the house of the Atalayeros (in the waypoint there is a bit of information about the end of this small building), passing previously by the chasm of the stolen one, when we pass the house of the Atalayeros we will turn to the left to enter the valley of the Zapata ravine.

After a few meters we will reach a fork where we will take the road on the right and on which we will run about 370 m. until you reach a path that descends to the right (marked with a landmark and a stone painted with the inscription ANT) and why we will go to the beach of Antequera, most of the descent goes through the channel of the Zapata ravine. At the height of the Hoya de las Cuevas, we will change hillside to advance along the level curve until we pass the Cucheletillo Jurado where we will descend again to reach the Antequera beach.

On the beach we can restrain ourselves by taking a swim and then get closer to see the old fishermen's quarters and the pier that are at the base of the Roque de Antequera.

To return, we will begin the journey through the Antequera ravine, which will take us on a continuous ascent for about 2.9 kilometers to Pasito el Cork; When we reach the dorsal, we will turn left and continue running towards the Lomo de los Atalayeros. Note that from this area and to the valley of the Zapata ravine the road is a bit complicated to follow, there is no clear path, there are many trails of goat tracks that lead nowhere and in other areas it is not clear where you have to move because of the vegetation.

When we get to the junction with the path that we had taken down to the beach, we only have to follow the same route that we did in the uphill in the opposite direction until we get back to the PR-TF 5 path at the height of the wooden post that It marks the direction to continue towards El Semáforo and Antequera, in this post we will turn to the right and following the white and yellow marks of the PR we will arrive back to the point where we had started the route.


La description suivante est simplement informative et n'est pas un guide exact de la route, les pluies, les glissements de terrain, etc. peuvent faire varier l'état des pistes et des sentiers. Chacun réalise ce type d'activités sous sa responsabilité.

Ne pas oublier d'apporter de l'eau, de la nourriture, de la crème solaire et toujours dire à quelqu'un où nous allons et l'heure d'arrivée, donc si ce moment nous ne donnons pas de signes de vie, c'est le signal d'alarme.

Bien qu'il ne devrait pas être nécessaire de souligner ce qui suit, rappelez-vous que les déchets que nous générons nous devons les prendre (chaque fois qu'il y a plus de contenants de gels, barres et autres produits vides le long des routes et des chemins).

Peu importe que nous allions seul ou accompagné, cela vaut la peine de prendre une petite station et de mettre # channel77PMR (canal 7, subtone 7), peut nous aider à établir un lien avec d'autres stations au cas où nous aurions besoin d'aide avec le mobile.

Le parcours effectué à cette occasion était le suivant:

Nous avons commencé la course à la fin de la route Igueste de San Andrés, en particulier à proximité de la zone de virage de l'arrêt de bus et à titre de référence, nous allons commencer à se déplacer vers le cimetière municipal. Quand nous passerons l'église de San Pedro nous continuerons à avancer le long de la rue Carmen jusqu'à ce que nous arrivions à une bifurcation dans le voisinage d'une maison jaune, où nous tournerons à gauche le long de Paseo Casas de Abajo; À la prochaine bifurcation, nous tournons à droite le long du sentier incusal, et nous nous éloignons plus tard, cette fois à gauche, le long de la promenade d'El Cementerio. Après ce dernier détour nous atteindrons une autre fourche où nous reprendrons la route à gauche (en montant par quelques marches) et sur laquelle nous roulerons à environ 80 m. Pour arriver au début du chemin qui nous mènera à El Semaforo, nous verrons que le détour est marqué par un poteau en bois avec une flèche, indiquant la direction à suivre et où vous pouvez lire "El Semáforo".

De ce point ne nous avait suivons le chemin qui monte en flèche à La Atalaya de Igueste de San Andrés, et après le changement de pente, nous mènera à l'ancien bâtiment (sur le point de passage Sémaphore est un bref aperçu de l'histoire et vieilles utilisations) qui est aujourd'hui dans un état délabré.

Après avoir profité des vues exceptionnelles qui sont à El Semaforo, nous reviendrons sur nos pas pour environ 500 m. jusqu'au début de la descente vers Igueste, à ce stade, nous regardons un poteau en bois qui indique la direction des feux de circulation et de la plage Antequera, nous nous tournons le long du chemin qui commence à notre droite, en l'honneur du la vérité est plus un chemin de chèvre qu'un chemin. À la suite de ce chemin, nous arrivons sans difficulté à la maison de Atalayeros (sur le point de passage il y a quelques informations à ce petit bâtiment), passant au-dessus de l'abîme de volé quand on passe la maison de Atalayeros tourner à gauche pour entrer dans la vallée du ravin Zapata.

Après quelques mètres nous atteindrons une fourche où nous prendrons la route sur la droite et sur laquelle nous roulerons environ 370 m. jusqu'à ce que vous atteignez un sentier qui descend vers la droite (en direction d'un cairn et une pierre peinte avec enregistrement ANT) et nous allons aller à la plage d'Antequera, la majeure partie de la descente longe le lit du ravin de Zapata. À la hauteur de la Hoya de las Cuevas, nous allons changer de colline pour avancer suivant la courbe de niveau jusqu'à ce que nous passons le Cucheletillo Jurado où nous redescendrons pour atteindre la plage d'Antequera.

Sur la plage, nous pouvons nous restreindre en nageant et nous rapprocher pour voir les vieux quartiers de pêcheurs et la jetée qui sont à la base de la Roque de Antequera.

Pour revenir, nous commencerons le voyage à travers le ravin d'Antequera, qui nous mènera à une ascension continue d'environ 2,9 kilomètres jusqu'à Pasito el Cork; Quand nous atteignons la dorsale, nous tournons à gauche et continuons à courir vers le Lomo de los Atalayeros. Notez que de cette zone et de la vallée du ravin de Zapata la route est un peu compliquée à suivre, il n'y a pas de chemin clair, il y a beaucoup de sentiers de chèvres qui ne mènent nulle part et dans d'autres zones on ne sait pas où vous devez vous déplacer à cause de la végétation.

Lorsque nous arrivons à la jonction avec la route que nous étions allés à la plage, tout ce qui restait à suivre la même route que nous avons fait sur la montée en sens inverse pour rétablir le lien avec le chemin PR-TF hauteur 5 poteau en bois Il marque la direction pour continuer vers El Semáforo et Antequera, dans ce post nous tournerons vers la droite et en suivant les marques blanches et jaunes du PR nous reviendrons au point où nous avions commencé la route.


Die folgende Beschreibung ist lediglich informativ und stellt keine genaue Richtlinie für die Route dar. Die Regenfälle, Erdrutsche usw. können dazu führen, dass der Zustand der Tracks und Trails variiert. Jeder führt diese Art von Aktivitäten unter seiner Verantwortung aus.

Vergessen Sie nicht, Wasser, etwas Essen, Sonnencreme mitzubringen und sagen Sie immer, wohin wir gehen und wann wir ankommen. Wenn wir dann keine Zeichen des Lebens geben, ist dies das Alarmsignal.

Obwohl es nicht notwendig sein sollte, das Folgende zu betonen, denken Sie daran, dass der Müll, den wir erzeugen, von uns genommen werden muss (jedes Mal, wenn es mehr Behälter mit Gelen, Riegeln und anderen leeren Produkten entlang der Straßen und Wege gibt).

Es spielt keine Rolle, ob wir alleine oder in Begleitung gehen, es lohnt sich, einen kleinen Sender zu nehmen und # channel77PMR (Kanal 7, Unterton 7) anzulegen, kann uns helfen, mit anderen Stationen zu verbinden, falls wir um Hilfe bitten müssen und keine Deckung haben mit dem Handy.

Die Route, die bei dieser Gelegenheit gemacht wurde, war die folgende:

Wir begannen das Rennen am Ende der Igueste Straße von San Andrés, speziell in der Nähe des Wendebereichs der Bushaltestelle und als Referenz werden wir uns auf den städtischen Friedhof zu bewegen. Wenn wir an der Kirche von San Pedro vorbeigehen, fahren wir weiter entlang der Carrer Carmen, bis wir zu einer Abzweigung in der Nähe eines gelben Hauses kommen, wo wir nach links auf den Paseo Casas de Abajo abbiegen; Bei der nächsten Abzweigung biegen wir rechts ab auf den incienal Weg und später biegen wir wieder links ab, diesmal entlang der El Cementerio Promenade. Nach diesem letzten Umweg kommen wir zu einer weiteren Abzweigung, wo wir wieder die Straße links nehmen (die einige Stufen hinaufführt) und auf der wir ca. 80 m laufen werden. Um zum Anfang des Weges zu gelangen, der uns nach El Semaforo bringt, werden wir sehen, dass der Umweg mit einem Holzpfeil mit einem Pfeil gekennzeichnet ist, der die Richtung anzeigt, in der man "El Semáforo" lesen kann.

Von diesem Punkt nur hatte uns den Weg folgen, der steil nach La Atalaya de Igueste de San Andrés, und nach dem Wechsel Neigung aufsteigt, wird uns in die alten Gebäude nehmen (auf dem Wegpunkt Semaphore einen kurzen Überblick über die Geschichte und alte Verwendungen), die heute in einem verfallenen Zustand sind.

Nachdem wir die spektakuläre Aussicht in El Semaforo genossen haben, werden wir unsere Schritte für ca. 500 m zurückverfolgen. bis zum Beginn des Abstiegs Igueste, an dieser Stelle betrachten wir einen Holzpfahl, der die Richtung der Ampel und Strand Antequera zeigt an, wir auf dem Weg drehen, die auf unser Recht beginnt, zu Ehren der Wahrheit ist mehr ein Ziegenpfad als ein Pfad. Nach diesem Weg, den wir ohne Schwierigkeiten in das Haus Atalayeros ankommen (auf dem Wegpunkt gibt es einige Informationen zu diesem kleinen Gebäude), über dem Abgrund vorbei gestohlener als wir das Haus von Atalayeros passieren links abbiegen in das Tal der Zapata-Schlucht eintreten.

Nach ein paar Metern erreichen wir eine Gabelung, wo wir rechts abbiegen und auf der wir ca. 370 m fahren werden. bis Sie einen Weg erreichen, der nach rechts (mit einem Steinhaufen und einem Stein mit ANT Anmeldung gemalt ausgeschildert) absteigt und wir zum Strand von Antequera gehen, läuft die größte Teil des Abstiegs entlang des Bettes der Schlucht von Zapata. Auf der Höhe des Hoya de las Cuevas werden wir den Hang wechseln, um auf der ebenen Kurve bis zum Cucheletilo Jurado vorzurücken, wo wir wieder hinabsteigen, um den Strand von Antequera zu erreichen.

Am Strand können wir uns zurückhalten, indem wir schwimmen gehen und uns dann den alten Fischervierteln und der Mole nähern, die am Fuße des Roque de Antequera liegen.

Wir kehren zurück und beginnen die Reise durch die Schlucht von Antequera, die uns für etwa 2,9 km kontinuierlich nach Pasito el Cork führt. Wenn wir den Rücken erreichen, biegen wir links ab und fahren weiter in Richtung Lomo de los Atailayos. Beachten Sie, dass von diesem Gebiet und bis zum Tal der Zapata Schlucht die Straße ein wenig kompliziert zu folgen ist, es gibt keinen klaren Weg, es gibt viele Spuren von Ziegenspuren, die nirgendwohin führen und in anderen Gebieten ist es nicht klar wo man sich wegen der Vegetation bewegen muss.

Als wir an der Kreuzung mit dem Pfad ankommen, den wir zum Strand hinunter genommen hatten, müssen wir nur noch den gleichen Weg wie beim Aufstieg nehmen, bis wir auf Höhe des Holzpfostens auf den Pfad PR-TF 5 zurückkehren Es markiert die Richtung, in Richtung El Semáforo und Antequera weiterzufahren. In diesem Post biegen wir nach rechts ab und folgen den weiß-gelben Markierungen der PR, bis wir zu dem Punkt zurückkommen, an dem wir die Route begonnen haben.
Zona en la que dejamos estacioando el vehículo y donde comienza y acaba este recorrido.
Tenerife contó con numerosos enclaves destinados a la vigilancia costera, repartidos por todas las zonas de isla. En el sur y sureste fueron utilizadas como atalayas algunos de los más singulares conos y roques volcánicos de la costa y las medianías (11): Guaza (ligada a la defensa de Adeje), Montaña Centinela y Montaña Gorda (en la comarca de Abona), la Montaña de Fasnia y la Montaña Grande o de Güímar. En la costa norte llegaron a existir dos atalayas, sitas en San Juan del Reparo e Icod, ligadas a la defensa de los puertos de Garachico y San Marcos respectivamente. En Acentejo hubo centinelas temporales en la Montaña de La Atalaya, sobre el barrio tacorontero de San Juan de Perales, y en las cumbres del cierre septentrional de la vega lagunera en La Atalaya, El Púlpito y La Bandera. Existen fuentes documentales que desde recién finalizada la conquista de la isla hacen mención a la necesidad de guardia y vigilancia costera, estableciéndose planes que determinaban los lugares, cometidos y tareas a llevar a cabo por esos centinelas. Así, por ejemplo se determinan las guardias de salud (destinadas a la vigilancia de la costa ante la llegada y desembarco de naves con tripulación portadora de fiebres, pestes y otras enfermedades infecciosas). Se conservan actas del Cabildo fechadas en marzo de 1523 que fijan la presencia de estos vigías en enclaves del litoral tinerfeño, como por ejemplo: Bufadero, Igueste de San Andrés, Las Galletas, Punta de Teno, Caleta de San Marcos, Roque Bermejo, etc. Pero si hubo una zona de mayor presencia de vigías esa es la península de Anaga, destinados a la defensa de La Laguna y Santa Cruz de Tenerife, pero también con fines protectores del monte (frente a incendios y extracción ilegal de madera dedicada al contrabando) (12). Llegó a haber atalayeros de manera más o menos permanente en el tiempo en cumbres como la Mesa de Tejina (precisamente conocida de manera popular como “La Atalaya”), Tafada, El Sabinar e Igueste de San Andrés. Entre estas tres últimas se estableció una particular red de comunicación que conseguía llevar un aviso, mediante hogueras y banderas, desde Tafada (en lo alto de Chamorga y con visibilidad hacia el norte), hasta Santa Cruz, sirviendo las otras dos de “repetidoras”. Este hecho determinó que la atalaya iguestera (13) fuera considerada como la principal de la isla, estando en uso y manteniendo comunicación directa con el Castillo de San Cristóbal hasta mediados del XIX. Precisamente esta atalaya jugó un papel clave en la defensa de la isla frente a dos de los ataques ingleses más célebres y recordados de la historia tinerfeña. La tarde del 5 noviembre de 1706, fue el vigía de esta quien alertó de la llegada de la flota de John Jennings (14) y el 19 de julio de 1797, Domingo Izquierdo, atalayero de Igueste, dio aviso del avistamiento de la escuadra de Nelson que unos días más tarde pretendiera sin éxito tomar la isla y cayendo derrotado a consecuencia de la Gesta del 25 de julio de 1797, liderada por el General Gutiérrez y protagonizada por cientos de isleños, tanto civiles como militares. Información de la página "Tertulia de Amigos del 25 de Julio". A finales del XIX este enclave cambió de uso y fue utilizado por la consignataria Hamilton & Cía. como posicionamiento de atalayeros para dar aviso al personal de esta empresa en el puerto de la próxima llegada de naves necesitadas de labores de carga y descarga de fletes. En lo alto de esta atalaya (hoy llamada “de los Ingleses”) trabajaron como vigías los vecinos de Igueste Agustín Gil y su hijo José, quienes residieron en esta cumbre, refugiados en una modesta caseta de madera, la friolera de 12 años (del 20 de septiembre de 1886 hasta finales de 1898), con una salario anual de 2.200 pesetas. semaforoanaga Custom Semáforo de Anaga en funcionamiento Mientras este uso comercial de la atalaya de Igueste se efectuaba en los últimos años del siglo XIX, comenzó a funcionar en esa misma montaña, pero a menor altitud, sobre el acantilado que cae al “Roquete”, el Semáforo de Anaga. Tras estudios para la localización del mismo comenzados a mediados de 1883, se empezó su construcción tres años después, entrando en uso el 4 de diciembre de 1895. En él desarrollaron sus tareas decenas de semaforistas (pertenecientes al Cuerpo de Suboficiales de la Armada) quienes hasta el año 1970, momento en que cesó su actividad y el edificio fue desalojado, residían allí con sus familias. Disponían de cable telegráfico, estación meteorológica y un enorme mástil que con un juego de bolas y banderas servía para comunicarse con los buques que transitaban frente a la costa sur de Anaga. Hoy en día, el edificio se encuentra en ruinas, vallado y con serio peligro de derrumbe. Lo que antaño fue una infraestructura puntera, única en Canarias a lo largo de la historia, actualmente presenta un triste aspecto de abandono y olvido. Santa Cruz contó, además, con otras tres atalayas, estas ya más cercanas a la villa y el puerto. La de San Andrés (que efectuaba tareas de repetición de lo transmitido desde la de Igueste) y las de Ofra y Taco, situadas en lo alto de los conos volcánicos que forman ambas montañas. Estas dos tenían además la posibilidad de comunicarse con zonas del interior, principalmente La Laguna.
Antiguas casas de pescadores que a día de hoy están en mal estado.
En la subida seguirmos de frente en dirección al Semáforo. Al volver del Semáforo en este punto giramos a la derecha para avanzar hacia La Atalaya y en el regreso de Antequera giramos a la derecha para bajar a Igueste de San Andrés.
Retomamos el sendero y giramos a la derecha para seguir bajando.
Al llegar a los carteles giramos a la derecha y empezamos a subir en dirección a las casillas.
En esta bifurcación, en la ida, nos desviamos por el camino de la derecha, el que pasa al lado de una fuente pegada a un drago; en el regreso, seguimos bajando por el camino de la izquierda.
En la ida giramos a la izquierda para bajar hacia la playa de Antequera por el barranco de Zapata. En el regreso seguimos de frente hacia la Atalaya.
En esta bifurcación giramos a la izquierda por el paseo Inciensal.
En esta bifurcaciónnos desviamos por el camino de la derecha, el que pasa al lado de las piteras.
Giramos a la derecha para bajar hacia la vereda que pasa por Las Moradillas y la Hoya de la Paredilla, este tramo en el más complicado de seguir.
Giramos a la derecha para continuar descendiendo por el sendero hacia el Lomo de la Paredilla.
En esta bifurcación nos desviamos por el paseo llamado "Casas de Abajo" que es el de la izquierda, el que sube por el lateral izquierdo de la casa amarilla.
En este punto giramos a la izquierda por el paseo "El Cementerio".
Volvemos a girar a la izquierda para seguir por el paseo "El Cementerio".
En la ida abandonamos el paseo "El Cementerio" por el sendero que se inicia a nuestra izquierda. En el regreso giraremos a la derecha.
Nos desviamos a la izquierda para bajar hacia la Mancha de Jagua, en el regreso, giramos a la derecha para volver a pasar por delante de la casa de los Atalayeros.
Al llegar a la dorsal giramos a la izquierda y avanzamos unos metros campo a través. Desde este punto y hasta llegar a la parte superior del barranco de Zapata, el sendero tiene tramos por los que corremos por intuición ya que no se ve por la vegetación que lo cubre y si le añadimos el poco tránsito por la zona tenemos un segmento del recorrido que es un poco lioso y donde iremos todo el tiempo pendiente del GPS para no equivocarnos.
Giramos a la izquierda para continuar descendiendo por el sendero hacia el Lomo de la Paredilla.
Al pasar la Hoya la Cabezada seguimos corriendo por izquierda de la dorsal, cuidado de no equivocarnos y coger por el sendero de la derecha.
Embarcadero en que si queremos nos podemos pegar un baño, aunque personalmente recomiendo la playa.
Punto donde podemos coger agua o refrecarnos.
Fuente en la que podemos beber agua y refrescarnos. Según una inscripción que hay en ella se llama Fuente de San Benito y data del año 1954
Punto en el que podemos observar unas magníficas vistas de Igueste de San Andrés y parte de Santa Cruz.
Panel informativo con indicaciones de los senderos PR-TF 5 y 5.1.
Espectacular playa de fina arena negra ubicada en un paraje inmejorable, el único pero, son los salvajes que suelen llegar a pie o en barco y dejan su mierda. Recientemente el Ayuntamiento de Santa Cruz realizo una campaña de limpieza y la verdad que la playa está impoluta.
El Semáforo de Anaga fue una antigua estación de señalización marítima construida entre 1880 y 1895, y que funcionó hasta 1971. Se encuentra situado a unos 220 msnm, sobre el acantilado de La Atalaya, junto al caserío de Igueste de San Andrés en el municipio de Santa Cruz de Tenerife (Islas Canarias, España). El semáforo se encuentra hoy en estado de abandono, se lo conoce como Semáforo de Igueste o Semáforo de Anaga y su función era la de avisar al personal del Puerto de Santa Cruz de Tenerife de los barcos que se acercaban para que tuvieran todo listo para su atraque. Antes de la construcción de la estación el lugar donde se ubica ya había sido usado como atalaya para defensa naval y militar. Fue instalado por la compañía inglesa Hamilton & Co y consistía en un telégrafo óptico para comunicar con los buques y luego con tierra. A partir de 1895 el Estado asume esta actividad, construyendo otro edificio que posteriormente fue reformado a finales en los años 20 y posteriormente en la década de 1940. En los últimos años también se utilizó para vigilar el contrabando. Info. extraida de Wikipedia.
Sima de unos 30 m. de profundidad en la que el acceso solo se puede hacer con cuerdas. Es una de las pocas simas que se pueden disfrutar en esta isla.
Zona en la que podemos refugiarnos en caso de necesidad.
Pared de piedra de foma de circular que posiblemente fuese utilizado por los cabreros para resguardarse en lo que el ganado pastaba.

Комментарии

    You can or this trail